Hugo Grenville

Reino Unido, 1958
Grenville,Hugo.jpg

Reconocido actualmente como uno de los artistas lideres en el Reino Unido, Hugo Grenville ha ejercido distintas carreras como la militar y más tarde la de galerista, antes de dedicar todo su tiempo a la pintura en el año 1989. Ha presentado muchas exposiciones individuales desde su primera en Londres en 1974, y su obra figura en muchas colecciones públicas y privadas.

Grenville se define a si mismo como un Romántico. La temática de la figura y los objetos cotidianos que le rodean, expresan en su pintura alegría, luz y color. Menos evidente pero igualmente importante, es un sentimiento de intimidad que recuerda a los contemporáneos de Matisse, Bonnard y Vuillard. Como ellos, las pinturas de Grenville evocan una sensación de algo soñado o recordado más que la imagen directamente observada. Profundas capas de sensaciones se desvelan para revelar una intensa espiritualidad. En palabras del artista, «El mundo que nos rodea se transforma en un poema que nos revela algo acerca de cómo se siente, antes de cómo se ve».

Grenville también se describe a si mismo como un colorista. Su paleta es luminosa y alegre: amarillo limón, violeta, malva y azul pálido son colores que aparecen regularmente en sus pinturas. «El mar no tiene que ser necesariamente del color que se ve, puede ser rosa o tal vez rojo o violeta. Éste es el modo en que podemos usar el color como una herramienta para transmitir al espectador la emocionante experiencia de formar parte del paisaje.»

Hace algunos años, Grenville se trasladó de Londres a la «Casa Roja» en el Valle de Waveney, Suffolk. Aunque la casa, construida en 1650, todavía conservaba su bonita fachada Georgiana, hermosas ventanas y muchos otros detalles de la época, Grenville estuvo un tiempo inactivo debido a las obras de reconstrucción, de todos modos, su optimismo esencial y su pasión por el color, tan evidente en su arte, pronto le hicieron pintar de nuevo. Pavos reales verdes, huevos de pato azules y violeta brillante, valientes matices que los Georgianos podrían haber usado. Las habitaciones de la «Casa Roja» le proporcionaron los ambientes para muchas de sus pinturas interiores y naturalezas muertas. La cercana costa de Suffolk, sus lagos y campiñas, inspiraron sus paisajes y marinas.

Grenville pinta casi siempre en el gran jardín de su estudio, el cual comparte en verano con sus numerosos discípulos. Dando clases, Grenville encuentra el modo de detener su obra por un tiempo. «Enseñar me parece increíblemente estimulante y compensatorio, me transporta fuera de mi mundo interior.» Además de dar clases, él es un consumado lector con un extenso conocimiento de Historia del Arte, y un escritor cuyos artículos sobre pintura aparecen regularmente en La Revista del Artista.

Observando su obra desde principios de 1990, Grenville está sorprendido de lo mucho que ha cambiado, desde los oscuros tonos ocres de su período en Londres, al color luminoso, alegre, de su paleta actual. El mundo de Hugo Grenville es optimista, un lugar de ensueño lleno de luz y color.

Obra

The Pink Dress
Hugo Grenville
The Pink Dress
Óleo sobre tela
91x66 cm.
Still Life with Cyclamen, Chair and Table II
Hugo Grenville
Still Life with Cyclamen, Chair and Table II
Óleo sobre tela
76x61 cm.
Study of the Wonder Within
Hugo Grenville
Study of the Wonder Within
Óleo sobre tela
41x48 cm.

Compartir